La Edad de Oro de la Piedra Angular

Reproducir vídeo

La Edad de Oro de la Piedra Angular

Rev. José Benjamín Pérez
Viernes, 2 de septiembre de 2022
Cayey, Puerto Rico

(Primer saludo)

Muy buenas tardes. Hoy viernes, 2 de septiembre de este año 2022, le damos gracias a nuestro Padre celestial, Creador de los Cielos y de la Tierra, por habernos enviado en este tiempo a Su Ángel Mensajero: el Ángel que Él prometió en las Sagradas Escrituras enviar en medio de Su Iglesia, con este Mensaje que llama y junta a Sus escogidos; y ya esa labor la ha hecho, se ha realizado, y nos ha colocado en la posición del Lugar Santísimo del Templo espiritual de Cristo, lo cual es Su Iglesia.

Y por medio de ese Mensaje que nos ha traído el Ángel del Señor, estamos siendo preparados para obtener la Fe de Rapto, la Fe de Transformación, la fe para poder ir a la Cena de las Bodas del Cordero cuando obtengamos ese nuevo cuerpo.

Por eso le damos gracias a Él que nos haya enviado a Su Ángel, a nuestro amado hermano y amigo William Soto Santiago; y lo conocimos hasta por Su Nombre; el Nombre, el cual Dios ha colocado en Su Ángel, porque el Nombre está en Su Ángel [Éxodo 23:20-23]. Y al venir en carne humana, por consiguiente Dios coloca Su Nombre en ese instrumento que Dios usó en este tiempo final trayéndonos todo este Mensaje, el cual contiene la Fe de Rapto.

O sea que el contenido de ese Mensaje que nos ha traído el Ángel del Señor, todo lo que contiene, ahí está encerrado ese misterio; misterio por el cual hubo silencio en el Cielo por media hora, y ese silencio es producido cuando se abre ese Séptimo Sello en el Cielo. O sea, cuando comienza esa media hora de silencio, en la Tierra se está dando a conocer abiertamente lo que significa ese sello y el cumplimiento de ese Séptimo Sello abierto al público.

Primero es a la Iglesia del Señor, a la Iglesia-Novia, a la cual Él estaría dando a conocer ese misterio abierto con todos los detalles, para que la Iglesia-Novia reciba la Fe de Rapto.

O sea, todo ese contenido de ese Mensaje que nos trajo el Ángel, ahí está encerrado ese misterio, que sería abierto luego a la Iglesia en el cumplimiento de la Visión de la Gran Carpa Catedral; o sea, sería dado a conocer en esa etapa bajo Carpa, bajo esa manifestación que Dios tendría bajo Carpa.

Y una vez que comienza esa media hora de silencio en el Cielo, automáticamente en la Tierra ya algo estaría sucediendo en medio del pueblo de Dios, en medio del pueblo del cual Él envió a Su Ángel.

No puede ser en un tiempo pasado, tiene que ser en el tiempo y en el territorio, y con los personajes, y al pueblo que él fue enviado. O sea que Dios lo envió para cumplir esa promesa de traer esa revelación, la cual los hijos de Dios, los escogidos de Dios, la María espiritual recibe. Y así, con ese Mensaje, luego ser abierto completamente ese misterio en el cumplimiento de esa promesa bajo Carpa; en la cual, allí estaría dándose a conocer ese misterio.

En el mensaje “HA NACIDO EL REY”, vamos a leer aquí algo, un poco más acerca de este tema, ya que a todos nos interesa; porque cada uno de nosotros desea ser raptado, por consiguiente, ser adoptado, ser transformados; nos queremos ir ya de aquí; y para eso necesitamos comprender el camino provisto por Dios, necesitamos comprender cómo es que Dios nos va a estar dando esa Fe de Rapto.

Porque ya vino el Mensaje; ahora Dios tiene que cumplir el contenido de ese Mensaje ya en una forma…, ya en la parte real; vamos a decir: en Su cumplimiento pleno, tiene Dios que cumplirlo en medio de la Iglesia, todo lo que fue hablado por el Ángel.

Como lo que fue hablado por el Arcángel Gabriel allí a María, todo eso tiene que – luego vimos que se cumplió. Ahora, en la Iglesia-Novia tiene que cumplirse todo ese contenido del Mensaje que nos ha traído el Ángel.

Y hay algunas Escrituras y citas que deseo tenerlas aquí en este saludo, para que así estudiemos de todo esto y no se nos pase por alto lo que Dios está haciendo en medio de la Iglesia; que es, nada y más y nada menos que el cumplimiento de lo que Él prometió. No nos debe de sorprender lo que Dios está haciendo porque es lo que Dios ha prometido; y nosotros hemos estado esperando por tanto tiempo este tiempo, ¡y ya lo tenemos en medio nuestro!

En el mensaje “HA NACIDO EL REY”, dice, predicado el domingo, 25 de diciembre del 2016, aquí en Cayey, Puerto Rico. Dice…

Recuerden que ya esto fue luego que él les habló a los rabinos allí en Argentina, en…, por ese tiempo, mes de noviembre; y luego, cuando regresó acá a Puerto Rico, predica este mensaje. Y dice un extracto que fue colocado en el libro de “La Visión de la Gran Carpa Catedral – Volumen III” (los que lo tengan ahí pueden marcarlo también).

Este extracto lo he usado ya en otros saludos anteriormente, y ahora lo vamos a volver a tocar para ver ahí algunos extractos y unos escritos del hermano William, los cuales debemos conocer y tenerlos para este estudio que comenzó hace unos días atrás, de lo que es esa llegada de ese Arcángel a la virgen María; y también en el misterio de la Iglesia del Señor: cómo ha surgido, desde cuándo ha surgido la construcción de ese Templo espiritual; y también el misterio de lo que es el cuerpo, o sea, el nuevo cuerpo que vamos a recibir.

Todos esos temas estaremos tocándolos en estos mensajes que estaremos escuchando este fin de semana. Así que todo esto se entrelaza, porque todo el Mensaje y toda la Palabra de Dios viene por un mismo hilo de pensamiento.

Dice, página 371 del “Volumen 3”:

HA NACIDO EL REY
Dr. William Soto Santiago
Domingo, 25 de diciembre de 2016
Cayey, Puerto Rico

Y en este tiempo final vemos, a través de la historia, que todas las personas que Dios ha colocado en posiciones de mensajeros, han sido perseguidos a muerte por el enemigo usando diferentes instrumentos.

Solamente al decir los magos: “¿Dónde está el Rey de los judíos, que ha nacido? Porque Su estrella hemos visto en el oriente”, ya el rey Herodes pensó cómo matar a ese niño; por lo cual tenía que ser encontrado el niño. Si nunca había leído las Escrituras, en esa ocasión sí, que pidió que los escribas, los doctores en el campo religioso, le dijeran dónde tenía que nacer el Cristo, el Mesías. Le dijeron: “En Belén de Judea, porque así está escrito por el profeta”.

Para la Venida del Señor en este tiempo final, todo quedó en secreto; porque si es abierto ese misterio, el enemigo tratará de impedir que se cumpla la Venida del Señor.

Ese misterio es el misterio del Séptimo Sello, el cual será abierto en el cumplimiento de la Visión de la Carpa, de La Gran Carpa Catedral, para dar la fe, la fe perfecta, la fe para ser transformados y llevados con Cristo a la Cena de las Bodas del Cordero.

([JBP] ¿Dónde es que sería dada esa fe perfecta, esa fe para ser transformados y llevados con Cristo a la Cena de las Bodas del Cordero? En el cumplimiento de la Visión de la Carpa).

Y sigue diciendo más adelante (ahí abajito), dice:

(…) La pregunta que va a surgir algún día será: “¿Dónde está el Rey de los judíos?”. Y va a tener la respuesta correcta, porque tanto los judíos como los cristianos están esperando y buscando al que se sentará en el Trono de David y heredará el Reino de David. Esa será una de las cosas que será abierta al público en el cumplimiento de la Visión de la Carpa.

Hay grandes promesas de grandes bendiciones para los creyentes en Cristo y también para los judíos.

Los judíos están a la expectativa, porque están esperando al Rey heredero del Trono de David, descendiente del rey David. Y este año, hemos visto a través de internet que están muy preocupados; y el próximo año estarán más preocupados y más interesados en saber acerca del tema del que se sentará en el Trono de David como Hijo de David.

([JBP] O sea, cada año ellos van a estar más preocupados y más preocupados cada vez).

Por lo tanto, oremos por Israel, porque tiene esa promesa terrenal de que el Trono, Reino y Rey que establecerá el Reino mundial de Dios en la Tierra, se sentará en el Trono de David en Jerusalén. Por lo tanto tenemos que estar también alertas, porque algo grande tiene Dios para la Iglesia del Señor Jesucristo bajo el Nuevo Pacto.

Y algún día los creyentes en Cristo y los judíos dirán: “Ha nacido el Rey, el Rey de los judíos”. Pero la pregunta, antes de esa, es: “¿Dónde está?”. Y esa pregunta va a ser contestada bíblicamente en el cumplimiento de la Visión de la Carpa.

[Rev. José B. Pérez] Recuerden que ese Ángel que le estuvo mostrando allí al reverendo William Branham todo lo que estaba ocurriendo allí, Él fue siempre a las Escrituras, y Él decía: “Escrito está”; o sea, es un mensajero escritural el que le estaba allí mostrando al hermano Branham todo lo que estaba ocurriendo.

Será todo escritural, lo que estará siendo dado a conocer en esa etapa del cumplimiento de la Visión de la Carpa; en donde no tan solo envuelve ese día que el hermano Branham estuvo allí, sino que, antes de eso, un sinnúmero de eventos estarían ocurriendo. Y ya sabemos, y nos ha sido contestado, que uno de esos eventos es: la Fe que estaría siendo impartida hacia el pueblo de Dios, hacia los escogidos de Dios, para ser transformados. O sea, esa será una de las cosas que será abierta al público en ese cumplimiento de la Visión de la Carpa; abierta a nosotros, abierta a los hijos de Dios que necesitan esa Fe perfecta (porque no es cualquier fe), esa Fe perfecta para ser transformados y raptados.

Porque como decía allí Jesús en el tiempo cuando fue tentado…, Él siempre se fue a las Escrituras: “Escrito está”. O sea, todo lo que Jesús también allí obraba en Su ministerio, todo era escritural. Porque Él decía…, por ejemplo, en la parte cuando el enemigo (el diablo) allí le estaba diciendo que convirtiera esas piedras en pan… Imagínese, después de estar ayunando, y ponerse a comer, ahí de seguro eso le iba a caer tan pesado que hasta podía morir antes de tiempo; o sea, Él ahí en ese momento se fue a las Escrituras y dijo [San Mateo 4]:

4 Escrito está: No solo de pan vivirá el hombre, sino de toda Palabra que sale de la boca de Dios.

Por eso toda Palabra profética dada por el Espíritu Santo tiene que estar escrita. Y todo eso que el Ángel le estuvo mostrando allí al reverendo William Branham, Él dijo: “Escrito está”; en esa parte donde también le habló de cuando [WMB] “una persona ora en secreto, y su Padre que ve en secreto lo recompensará en público”1; ¿ve?, le habló también de la Escritura, le habló escrituralmente lo que estaba ocurriendo allí.

Y si, en ese momento, estaba cumpliendo… esos ministerios que estarán allí estaban cumpliendo esa profecía, esa Palabra escrita (que fue escrita antes, y allí estaba siendo cumplida), ¡cuánto más antes de ese momento allí!, también toda cosa que estuviera siendo realizada por medio de esos ministerios bajo Carpa, estarían siendo mostrados y estarían siendo cumplidos escrituralmente.

Fíjense en una cosa muy importante aquí. Voy a tratar de ir lo más suave o lento (vamos a decir), en cuanto a citarles, para que anoten; aunque lo van a tener escrito, pero para que vayan anotando algo aquí de estos pequeños extractos que les estaré leyendo; y que Dios les abra el entendimiento y nos ayude a que sigamos comprendiendo todo lo que Dios está haciendo hoy.

Miren en este mensaje: “LA SEÑAL DE LA SIMIENTE DEL TIEMPO FINAL”2. Este fue predicado el 19 de marzo de 1962. Dice en la página 21 abajo:

157 (76) Está bien si ellos creen eso. Porque tres es el número de perfección. Pero ¿qué es lo que creo que es ese tres? ¿Qué creemos que fue eso? El tres es perfección, mostrando la trinidad de Dios (Padre, Hijo y Espíritu Santo), fueron manifestados en un Hombre: Jesucristo, el Hombre perfecto. Todos los otros hombres fallaron. Todo lo demás había muerto. Pero aquí viene un Hombre que no podía morir; perfección, que aun la muerte no podía matarlo. Se levantó de nuevo.

158 (77) Tres es un número de perfección, sabemos eso. Tres es un número de Dios en Su numerología. Dios es conocido por Sus números. Tres es perfección, siete es número completo; veinticuatro es adoración; cuarenta es tentación; cincuenta es jubileo, pentecostal. Todos Sus números y numerología son perfectos. Ahora (escuche antes de cerrar), cuando el pequeño bebé Cristo nació, tres estrellas se juntaron e hicieron una estrella de la mañana, que reflejaba la Venida de un Cristo infante ([JBP] niño), uno perfecto.

159 (78) ¿Qué pasó? Vemos un rugir en los periódicos, en la televisión, por toda la nación, cuando cinco estrellas se alinearon con el mundo. ¿Qué es cinco? Un número de gracia. Cada vez que esas estrellas vienen, algo sucede en la Tierra. ¿Qué acontece? Cinco estrellas se alinean. ¿Qué fue eso? ¿Qué introducción es? Desde entonces mire lo que ha acontecido.

[JBP] Y él escribe: [WSS] «3 Estrella cuando nació Jesús».

Y tengan esa cita ahí, para que tengan todas estas Escrituras juntas.

Dice en el mensaje “UN GUÍA”3, que fue… (para que anoten también la fecha). Este fue predicado el 14 de octubre del 1962, por el reverendo William Branham. Dice en la página 18:

79 Cuando los magos, ellos no conocían nada acerca de Dios. Ellos eran obradores de magia, magos. Ellos estaban en el oriente. Ustedes saben, la Biblia dice: “Su estrella hemos visto en el oriente, venimos a adorarle”. Ellos eran del oeste, miraron hacia el este y vieron Su estrella… o vieron hacia el oeste, ellos estaban en el este ([JBP] ahora sí). “Estábamos en el este, y vimos Su estrella en el oeste. Su estrella hemos visto en el oriente”. Y ¿ven? Ellos estaban en el este. “Cuando estábamos en el oriente vimos Su estrella, y hemos venido a adorarle” ([JBP] o sea, del este ellos vieron la estrella en el oeste).

80 Yo me puedo imaginar viendo esos hombres alistándose para ir. Yo me puedo imaginar a una de sus esposas que le dijo a él, dijo: “Oye, tienes todo cargado, pero ¿dónde está tu compás?”.

Él dijo: “Yo no voy a usar un compás esta vez”.

81 “Pues, ¿cómo vas a cruzar al otro lado de las montañas?”. Recuerden, ellos tenían que cruzar el río Tigris y bajar a través de las llanuras, y, pues, ellos tenían un viaje de dos años sobre camellos. ¿Cómo lo van a hacer? Dijeron: “Pues, ¿ni siquiera vas a llevar un compás?”.

Dijo: “No”.

—“¿Cómo vas a ir?”.

82 “Voy a ir en la manera provista por Dios”.

[JBP] ¿Ve? No podemos tener nuestros propios compases, nuestros propios instrumentos; y no podemos decir: “Yo con esto, yo voy a llegar; y yo con esto voy a conocer; y yo con esto voy a lograr la meta de mi transformación”. Uno tiene que dejar toda cosa a un lado y tomar, agarrar, la manera provista por Dios para llegar. Dice:

82 “Voy a ir en la manera provista por Dios. Esa Estrella que está a lo lejos va a guiarme a ese Rey”. Eso es.

83 “Su Estrella hemos visto en el oriente, y la hemos seguido todo el camino hasta aquí al oeste, para adorarle. ¿Dónde está Él?”. Ellos siguieron la manera provista por Dios. Ellos se enredaron en un montón de credos por un rato. Ellos entraron a Jerusalén, empezaron a andar arriba y abajo por la calle, estas personas finamente vestidas, diciendo: “¿Dónde está Él? ¿Dónde está Él, que ha nacido, el Rey de los judíos?”. Pues esa era la cabeza, esa era Jerusalén. Sin duda la gran iglesia debería saber algo al respecto. “¿Dónde está Él? ¿Dónde está Él, que ha nacido, el Rey de los judíos? Su Estrella hemos visto en el oriente, y venimos a adorarle. ¿Dónde está Él?”.

[JBP] Y él escribe arriba:

[WSS] «Estrella = Lutero, Wesley, Rev. William Branham».

[WSS] «Estrella = mensajero = Elías, Moisés, Jesús».

[JBP] Y por último escribe:

[WSS] «Estrella = mensajero, pastor, Ángel».

Y ahí hay algo muy pero que muy importante, para que todos estemos a la expectativa.

[JBP] Él hace un dibujo de la pirámide con la parte de abajo de las edades, y escribe: [WSS] «este», y arriba: [WSS] «oeste».

Recuerden que Dios, cuando va a hacer algo en la Tierra, Él primero lo cumple o lo muestra en los cielos; todo lo que Él va a hacer, Él lo cumple en los cielos, o sea, lo muestra en los cielos. Y deben de estar a la expectativa de todo lo que ha estado ocurriendo en los cielos, tanto este año como señales que han venido desde hace varios años atrás: por el 39, el 40, hubo también señales; otra grande y poderosa señal fue la del 28 de febrero del 63, donde esos ángeles le aparecieron al reverendo William Branham en esa constelación de ángeles; y todo eso es Dios mostrando en los cielos lo que Él haría en la Tierra.

Y Dios, luego de mostrar eso en el cielo, esa señal que Él muestra en el cielo, ya en la Tierra tiene que estar ocurriendo algo. Como en ese tiempo, en donde ellos vieron esa estrella: recuerden que ya llevaba dos años que esa Estrella les había aparecido; o sea que ya tenía…, vimos en la Biblia, en las Sagradas Escrituras, donde ya Él tenía dos años, ya Jesús tenía dos años; pero antes de eso, Dios ya estaba en la escena.

¿Cómo estaba Dios en la escena? Dios había enviado allí al Arcángel Gabriel. O sea que Dios envió a ese poderoso Arcángel mucho antes del cumplimiento de la Venida del Señor, del cumplimiento de la Venida del Hijo del Hombre en Su Primera Venida, la cual se cumplió en Jesús de Nazaret. O sea que Dios…

Miren lo que dice aquí en el mensaje “LA ENCRUCIJADA DEL TIEMPO”4, predicado el 15 de enero de 1956, miren lo que dice aquí, dice:

103 (101) Juan salió hablando de milagros, Juan era un profeta. La Biblia dice que Jesús dijo de él mismo: que nunca antes nació uno en la Tierra parecido a Juan hasta aquel momento. Aleluya, porque él era un profeta, el más grande hasta aquel momento; porque era la encrucijada más grande que Dios jamás había tenido con el diablo. Cuando sus caminos se cruzaron, allí Él iba a despojarlo y a quitarle todo lo que tenía. ¡Aleluya! Juan era un profeta.

104 (102) Gabriel era el Ángel que estaba allí ([JBP] y él escribe): [WSS] «Gabriel» ([JBP] y también escribe): [WSS] «el cruce de los dos caminos». Él apareció en la encrucijada del tiempo ([JBP] o sea, Gabriel). ¡Gloria a Dios! Como treinta y tres años antes de que sucediera.

[Rev. José B. Pérez] O sea, antes del cumplimiento pleno (para lo cual Jesús había venido a la Tierra en el cumplimiento de Su Primera Venida), en la Cruz del Calvario, ya en esa etapa del cumplimiento de dar Su vida allí en la Cruz, ese evento por el cuál Él vino a este planeta Tierra, y ese momento de la Cruz, que cumplía esos tres años de Su vida…; ahí, por supuesto, están dentro de los tres años y medio de ese ministerio.

Pero fíjense cómo el hermano Branham aquí nos dice que [WMB] “treinta y tres años antes”, o sea, antes de ese evento, de Él cumplir ese momento de la crucifixión (o sea, la Obra Redentora por la cual Él fue enviado en Su Primera Venida), dice que [WMB] “treinta y tres años antes que sucediera”; y por consiguiente, lo envío también…

O sea, estaba allí 28 a 29 años antes del cumplimiento de esa adopción de Jesús (o sea, del comienzo del ministerio de Jesús), para luego, los últimos seis meses, tener la adopción, Jesús, para esa Obra final.

O sea que tuvo (vamos a decir) 32 años y medio antes, el Arcángel Gabriel, 32 años y medio antes de Él ser adoptado en el Monte de la Transfiguración.

Y estuvo 28 a 29 años antes de Él comenzar ese ministerio mesiánico, o sea, de comenzar esa etapa final de Su edad estando aquí en la Tierra.

De los 33 años, esos últimos 3 años y medio —que corresponden a la primera parte de la semana número setenta de la profecía de Daniel (o sea, esos últimos 3 años y medio)—, Gabriel estuvo antes: 28 a 29 años, ya en la Tierra, mostrándole a María las cosas que estarían sucediendo por medio de Aquel del cual ella iba a dar a luz, del cual el Espíritu Santo había hecho sombra sobre María y había producido célula sobre célula, y produjo ese bebé.

Ahora, si contamos desde la fecha en donde plenamente se comenzó ese ministerio… Porque comenzó en el 63, pero vean ustedes, ya plenamente en el 74 comenzó allí ese ministerio hablándole a María. Y luego, si sacan esa fecha que les dije, de 28 a 29 años de comenzar el ministerio de Jesús…; y también si sacan ahí la cuenta de la edad que tenía José, el cual estaba desposado con María…

Vamos a ver aquí, vamos a ir con calma para que vean este cuadro tan tremendo.

Miren, dice… Vamos a terminar de aquí, dice (un poquito antes para engranar aquí, dice):

[104] ¡Gloria a Dios! Como treinta y tres años antes de que sucediera. Dios comenzó en la plenitud del tiempo a advertir anticipadamente que la encrucijada estaba a la mano…

[Rev. José B. Pérez] O sea que Dios estaba allí advirtiéndole a María, estaba hablándole que esa encrucijada estaba a la mano; porque Él le estaba hablando allí y trayéndole ese poderoso Mensaje que Él estaba hablándole a María.

Por eso es que el hermano Branham dice: [WMB] “Anunciaste, tocaste la Trompeta en la Primera Venida”5, allí estaba tocándosela a María, hablándole todo lo que, y todo el contenido de ese poderoso Mensaje, de esa Voz de Arcángel, a María.

Y fíjense aquí, vamos a ver… Estos audios pues son de estudio, o sea que los aprovechamos así, para luego sentarnos con calma y estudiarlos.

Vamos a ver aquí en el mensaje “LOS DONES DE DIOS”, porque va con esto. Fíjense en algo aquí, “LOS DONES DE DIOS SIEMPRE HAYAN SUS LUGARES”6, predicado el 22 de diciembre de 1963. Dice el reverendo William Branham, dice… está leyendo en Mateo, capítulo 2, y el último, por aquí el último…:

[34] “Y entrando en la casa, vieron al niño con su madre, María, y postrándose, le adoraron; y abriendo sus tesoros, le ofrecieron: oro e incienso y mirra”.

[JBP] Hay una parte donde él define:

[WSS] «el oro = deidad».

«el incienso = servicio».

«y la mirra = muerte».

[JBP] O sea, ahí va a estar siendo ungido para morir. Hay una parte acá que él lo habla así. Pero vamos a leer esta parte, que él escribe atrás de esa página lo que significa el [WSS] «el oro = deidad», [WSS] «el incienso = servicio» y [WSS] «mirra = muerte».

[34] “… le ofrecieron dones: oro e incienso y mirra.

Y siendo avisados por revelación en sueños que no volviesen a Herodes, se volvieron a su tierra por otro camino”.

35 Es muy raro aquí ahora que Dios, en una forma sencilla… Dios habla a la gente por medio de sueños; yo lo creo. Pero como Dios usó en este caso es una manera secundaria.

36 Ahora, un sueño es… Un sueño, si es interpretado correctamente, es lo mismo que una visión; si es un sueño siendo interpretado. Dios usaba esa forma allá atrás, en el Viejo Testamento y a través de las edades, y lo prometió hacer en los últimos días nuevamente. Ahora, la gente puede comer demasiado y además tener pesadillas, y no ser sueños espirituales reales, eso no cuadra cuando usted lo lee. Y algunos de ellos parecieran ser correctos; sin embargo, existen los sueños espirituales reales. Y sabemos aquí en el tabernáculo que Dios les da sueños a las personas y son interpretados, y llegan a suceder, y son verdaderos; pero es una forma secundaria de hacerlo.

[JBP] O sea, es una forma secundaria, porque (más adelante vamos a ver) la forma primera es Dios a través de Sus profetas, que trae la revelación al pueblo. Dice:

37 Ahora, la razón por la que fue hecho así antes era porque no había profeta en la Tierra, en aquel tiempo, para interpretar los sueños. ¿Ve? No había profeta para interpretar sueños, como José y Daniel y aquellos profetas de la antigüedad. Ellos no tuvieron profeta por cuatrocientos años, y Dios usaba un sueño para el… para el bienestar de Su propio Hijo. Él lo hizo.

38 Él le dijo a José ([JBP] y está hablando ahora del José que estaba desposado con María), siendo “un hombre justo, no era la intención para hacer de ella un escándalo público, pensó dejarla secretamente”. No hay duda que ella le contó; pero cuando la vio que iba a ser madre, eso fue muy raro. Ustedes saben, eso es lo que pasa hoy. Dios hace cosas raras, y es tan raro que aun el hombre no puede verlo.

[JBP] Cuando dice: [WMB] “No hay duda que ella le contó, pero cuando la vio”, escribe: [WSS] «Ángel» [JBP] al lado.

Ustedes saben, eso es lo que pasa hoy. Dios hace cosas raras, y es tan raro que aun el hombre no puede verlo.

39 José no pudo entenderlo, fue muy raro. Él era un buen hombre, nada erróneo en él. Él era un hombre bueno, un hombre justo, pero eso era muy raro. Vea, José probablemente tenía 40 o 45 años, algo así, dicen, cuando él y María estaban comprometidos.

[Rev. José B. Pérez] O sea, fíjense, y tienen que siempre tener esto en mente, lo cual hemos repetido en varias ocasiones, de lo que habla el hermano Branham y nuestro hermano William, de que las Escrituras tienen múltiple cumplimiento y también tienen múltiple revelación; tiene significado múltiple y tiene significado de revelación múltiple también.

Porque, fíjense que en ese tiempo cuando nuestro hermano William se fue (estamos hablando del 2019), contando desde la fecha que él coloca allí en varios escritos, desde el 1977, que es el tiempo en donde ya Dios le abrió más y más, y cada vez más y más se le iba abriendo el entendimiento de esa nueva edad, de esa nueva dispensación, de que había un pueblo y todo eso…

Por eso es que él siempre coloca en los mensajes, en los escritos que tenemos por ahí…; y unos muy pero que muy importantes, los cuales, cuando ya esas fechas se cumplan, ya se pueden hablar públicamente; mientras tanto, esas fechas que son futuras hay que dejarlas quietas, hasta que ya se cumplan plenamente todos esos eventos proféticos que hay allí escritos por él.

Pero los que ya están, o los años que ya han pasado, pues podemos hablarlos; como por ejemplo ese tiempo que él escribe: del 1977 al 2019, por ejemplo; esa fecha allí, que marca los 41 años con 8 meses, 8 – 10 meses, porque por ahí está… en algunos sitios escribe algo de meses más; pero vamos a decir: 41 años con 8 meses.

Si usted suma: 1977 y le suma 41 años con 8 meses, le va a dar por ahí el año 2019. Y esa fecha cuadra exactamente con lo que él escribió de marzo de ese año, lo cual fue una fecha en donde Dios ya lo llamó.

Ya lo había llamado en el 2017; lo cual, si usted saca cuentas, hay otras fechas allí muy pero muy importantes, las cuales ustedes con todo esto pueden ir anotando. Y recuerden, no estamos ahora sacando fechas para basar la fe en fechas; más bien esto es para tener un conocimiento más claro y saber dónde estamos parados.

Y para esa fecha del 2019, si usted cuenta la fecha desde el 74, más o menos, ahí le da más o menos la edad que tenía José, y puede ahí estar cumpliéndose también algo de esa Escritura, la cual hubo esa experiencia de José con el Arcángel Gabriel; y eso lo vamos a seguir viendo más adelante.

Pero recuerden que las Escrituras tienen múltiple cumplimiento, y José allí está representando al Mesías en Su Segunda Venida.

En algunos mensajes el hermano William siempre tocaba algo por encima, y decía que más adelante íbamos a hablar de eso; porque José, vemos que salió de la escena, luego no se habló más de José. Y recuerden que José es un descendiente del rey David; o sea que sería un descendiente del rey David, de la tribu de Judá, por la línea de Judá, que vendría el Mesías en Su Segunda Venida también; o sea que José es tipo de la Segunda Venida del Señor.

O sea que ese evento que pasó allí en el 2019 es paralelo a lo que pasó con ese encuentro de Gabriel con José allá, cuando él tenía unos 45 años (como dice el hermano Branham); tipo y figura del cumplimiento también de la Venida del Señor en Su Segunda Venida en el Día Postrero, con esa manifestación y esa experiencia que tuvo allí José con Gabriel. En este tiempo final ocurrió lo mismo; y no voy a hablarles un poco más de eso, pero ya ustedes tienen una idea, o tienen ya un conocimiento un poco más claro, de lo que estuvo ocurriendo allí con esa visita que él tuvo (José, el que estaba desposado con María), allí en ese momento, lo cual, él estaba comprometido con María, y ahí Gabriel le aparece en sueño.

Pero fíjense algo muy importante, porque cuando él le aparece, miren aquí algo, dice [PÁG. 9]:

[39] José probablemente tenía 40 o 45 años, o algo así, dicen, cuando él y María estaban comprometidos ([JBP] el hermano William escribe al lado): [WSS] «José, 45 años». Pero aquí encontramos algo que nunca había sucedido: ¡una mujer desposada con este hombre y descubrir que estaba encinta! Y fue tan raro que José pensó dejarla. Pero en el momento decisivo, Dios envió Su Ángel ([JBP] y él escribe): [WSS] «Envió a Su Ángel – Gabriel», y le apareció en sueños y le dijo: “No temas tomar a María por esposa, pues lo que está concebido en ella es del Espíritu Santo”.

[JBP] Y donde dice: [WMB] “No temas tomar a María por esposa”, y él escribe al lado: [WSS] «casarse».

40 ¡Qué fe renovada debe haber tenido cuando salió de allí! Vea, él no tuvo que necesitar de alguna interpretación, el sueño no estaba en símbolos. Eso fue directo.

[JBP] Miren ahí todo lo que estoy leyendo. Sigue diciendo:

[40] “No temas recibir a María por esposa, pues lo que es concebido en ella es del Espíritu Santo”. Allí no había profeta para darle interpretación, por eso tuvo que venir directamente, justo directo como aquello; de Dios para José.

[JBP] Y ahora, miren cómo… Sigue diciendo:

[40] Y Dios usó una forma secundaria.

[JBP] O sea, porque él escribe al lado: [WSS] «Sueños, forma secundaria de Dios hablar. Por profeta es la primera».

[Rev. José B. Pérez] Fíjate cómo usó la forma secundaria para hablarle directamente a José; [WMB] “y allí no había profeta”, dice él allí; pero fue una forma directa, en la cual Dios le estaba revelando allí a José lo que iba a suceder con María, la cual estaría dando a luz ese hijo.

En el Día Postrero, ese José estaría recibiendo a la María, porque de en medio de Ella es que Dios estaría cumpliendo la Venida del Señor, los ministerios de Moisés y Elías en su etapa final. Miren cómo las Escrituras tienen muchos significados; porque hasta eso Dios permitió que surgiera de esa forma.

Ahora, algunos podrán pensar, no vayan a decir: “Oye, pues ahora es que tiene que nacer un niño, un bebé, y de aquí hay que esperar 30 o 40 años más para que nazca y todo eso”, no; ya Dios lo tiene, ya está; y nos ha estado hablando y nos ha estado mostrando; y ahora vean de dónde y desde qué ángulo estamos viendo todo esto: desde el ángulo ahora de José, el desposado con María; este es otro ángulo.

Y es bueno que sepan separar una cosa de la otra; por eso les hablé ahora, les dije: “No vayan a pensar ahora que a través de la virgen María, Su Iglesia, Su Novia, es que va a nacer un hijo”; no. Ya nació, o sea, ya está grandecito, ya tiene una trayectoria; porque Dios, Sus Escrituras y Sus profecías las cumple y las refleja… o sea, cuando las está cumpliendo es un reflejo de lo que Dios haría más adelante.

Porque si ustedes se fijan en Gabriel, es el Arcángel Gabriel, también cuando vino en medio nuestro estuvo cumpliendo también esa profecía: hubo también alineación planetaria, por ahí por el 39 al 40. ¿Ven? Un sinnúmero de eventos celestiales ocurrieron; también hubo una trayectoria, hubo un Mensaje, hubo un recogimiento, hubo esa Voz de Arcángel a la Novia, hubo ese acercamiento a Israel. ¿Ve? Todo eso, todo un package7 (vamos a decir), en un solo… Todo lo que él cumplió en todo eso, él…, si venimos a mirarlo del ángulo profético y de Escrituras que tenían que ser cumplidas: todo fue cumplido.

Sí usted ve ahí, él cumplió un sinnúmero de cosas; pero no fue abierto, no se habló abiertamente todo eso; sino que parcialmente fue cumplido. Y todo lo que él cumplió en Su Venida…, lo cual ya tenemos el recogimiento de los escogidos, ya han sido sellados, ya están colocados en la posición correspondiente; pero faltó algo.

¿Dónde está la Fe de Rapto?, ¿por qué todavía estamos aquí? Y entonces esa otra parte, la cual es un silencio que hubo cuando él ascendió al Cielo y allí se presenta; aparece ese Ángel en la página 80 del libro de Los Sellos, y ahí se da a conocer; cuando él dice: [WMB] “Y ahí está el Ángel, ahí aparece. Entonces es cuando este Ángel aparece y comienza esa media hora de silencio. Y veremos más adelante lo que ocurre durante esa media hora de silencio”; (más o menos estoy hablándoles lo de esa página). ¿Ve? Ya luego que ese Ángel aparece allí, hay una serie de eventos que estarían ocurriendo con la aparición de ese Ángel allí.

Y hay otro lugar también…, porque en el libro de Citas, si usted se fija, cuando él dice que no hubo… El Ángel no le mostró lo que era el Séptimo Sello al hermano Branham; esa es una cita que fue colocada allí en el libro de Citas. Fíjense aquí algo tremendo, donde él dice en la página 114 del libro de Citas, párrafo 1003, dice:

10038 – “208 El Cordero tomó Su Libro cuando el Séptimo Sello… cuando estaba a punto de ser abierto el Sexto Sello. Recuerden, Él escondió el Séptimo Sello de nosotros; Él no lo dio a conocer. El Ángel estuvo presente, día a día, relatándolo, pero luego con este Él se detuvo”.

[JBP] Y él escribe: [WSS] «El Ángel le reveló seis sellos al hermano Branham, pero no el 7mo Sello».

[JBP] Y también escribe: [WSS] «No lo dejó ver = entender».

[Rev. José B. Pérez] Y a nosotros nos ha estado siendo dado a conocer este gran misterio del Séptimo Sello en su apertura.

Recuerden que el Séptimo Sello tiene un comienzo y tiene un final. Y el Séptimo Sello se entrelaza con el Sexto Sello, que son: Moisés y Elías; porque el Hijo del Hombre viene con Sus Ángeles.

Y hay otras revelaciones o, podemos decir, otros cumplimientos de la vida de José (el que estaba desposado con María), la cual, a medida que vamos viendo estos temas, Dios nos va mostrando y nos va dando más luz de ese momento en donde Gabriel estuvo hablándole allí a María y luego a José. O sea, la aparición del Arcángel Gabriel en esa encrucijada de tiempo, trayéndole ese poderoso Mensaje a María, marcó que el tiempo estaba a la mano para ese cambio de dispensación, y lo envío con tiempo de anticipación.

Recuerden que él en varios mensajes nos dice que [WSS] “cuando entre el último escogido, y son sellados, ya la puerta se cierra”; y ya entramos a una etapa en donde ya es la parte final de esa encrucijada para comenzar ese nuevo día dispensacional. Porque luego del 2019, como leímos hace poco9, que cuando Dios libertó en el primer éxodo al pueblo hebreo de Egipto, ya Moisés con 80 años, él los liberta…

Vamos a ver aquí, en el libro de Citas (si lo encontramos rapidito). No lo tenía a la mano, pero vamos a buscarlo rapidito por aquí…

Dios tiene siempre un tiempo para cumplir las promesas en su totalidad. O sea, luego de él libertarlos hubo unos años adicionales, los cuales siempre son para preparación del pueblo; o sea, es un tiempo muy necesario para el pueblo, porque es el tiempo en donde Dios le da al pueblo: el alistarse, el arreglarse.

Miren, aquí lo encontré, en la página 151, arriba dice:

[WSS] «1ra dispensación. Después de 40 años les tomó 5 años».

[JBP] O sea, le tomó 5 años a Josué, luego, pasar el mar… O sea, cuando Moisés ya allí con 120 años… Él los libertó cuando tenía 80, y a los 120 años luego pasaron 5 años; y ya estaban en esos 5 años en esa preparación, listos para pasar el mar.

O sea que ese tiempo ya Dios lo tenía, ya en Su Programa. Porque fíjense:

Si usted suma 120 y le suma 5: son 125 años, 125 años que es… si usted multiplica 41 años y 8 meses x 3, saquen cuentas a ver si da 125. Sí, da 125 años.

O sea que ya para la cuarta vigilia, o en la cuarta generación (todo es en la cuarta), vean cómo, luego que pasaron esas tres horas (de la hora de Su Venida)…; porque él a los 120 años, ya luego de 120 años se va Moisés, y luego corresponde ese último tiempo a Josué. O sea, siguió Josué con esa Obra de liberación, o sea, con concluir esa Obra de liberación (porque ya fueron libertados por Moisés cuando salieron de Egipto, pero todo eso es parte de ese éxodo); ya al final le tocó a Josué terminar esa hora de la Venida, de esa hora de Su Venida.

Y vamos a ver aquí algo que… porque, por ejemplo, si usted saca cuentas (y ya eso deben de sacarlo ustedes allá y no dejarlo acá grabado), pero saquen ya ustedes cuentas con el mensaje…, creo que fue una introducción de un domingo10, que se habló algo de la vida de Moisés; júntenlo con esto y van a ver un cuadro ahí bastante claro de todo este éxodo que Dios cumplió allí con el pueblo hebreo en el primer éxodo.

Y si ustedes se fijan, en el segundo éxodo ocurrió lo mismo.

Dice:

[WSS] «2da dispensación. Después de 40 días les tomó 10 días».

[JBP] O sea, siempre (¿ve?) es un tiempo adicional. Y ahí él escribe:

[WSS] «3ra dispensación. Después de 40 años nos tomará ¿?».

[JBP] O sea que también hay un tiempo ya destinado por Dios para hacer la Obra que corresponde a esos días.

¿Ve que no tenemos mucho tiempo?

Por eso la vida de José y lo que les hablé de José, no es para que lo vean de la manera en que allí estaba siendo cumplido, que era el nacimiento de Jesús en el vientre de María (lo cual en ese tiempo fue creado por el Espíritu Santo, que hizo sombra); no estoy enfocándolo en eso; ahora estamos enfocándolo en la parte de José y lo que José allí estuvo reflejando en ese momento.

Vimos en estos días11 la parte de María, la María virgen, allá de ese tiempo, y la María espiritual, que es la Novia del Señor. Son dos enfoques y dos ángulos distintos, que tenemos que saber identificar. Y ese ministerio por el cual no fue abierto al hermano Branham, como leímos allí en el libro de Citas.

Fíjense donde él dice en el mensaje “PARADO EN LA BRECHA”, que fue este mensaje predicado el 23 de junio de 1963; y este mensaje, verdaderamente hay una gran revelación aquí; él lo tiene tan y tan marcado que… Todo esto es algo tan y tan valioso que yo le doy gracias a Dios que lo haya hecho así, este tiempo, cómo él nos ha dejado todo esto, para tener esta base escritural bajo Carpa.

Y todo es tan sencillo como Dios lo está haciendo. Y yo me lleno de alegría y de gozo, ver cómo Dios, por medio de Su Palabra, está vindicando todo el cumplimiento y todo ese misterio de la Venida del Hijo del Hombre con Sus Ángeles; y también le doy gracias a Dios que tiene un pueblo que ha agarrado todo esto y le ha dado el valor, y le ha dado el sentido a este tiempo; porque sabe que sin este tiempo y sin esta preparación, no nos podemos ir de aquí.

Yo le doy gracias a Dios por ustedes, yo le doy gracias a Dios porque han comprendido, porque son los entendidos, y porque han estado agarrados de esas promesas, de esas profecías, y las están viendo cumpliéndose.

O sea, yo le doy gracias a Dios porque la Obra que Dios está haciendo está llevando ese fruto, y está dándole esa Luz del Sol directa para que ese trigo llegue a total madurez.

Sin estos rayos de Sol no sabemos dónde nos encontramos, no sabríamos en dónde estamos; estaríamos sin rumbo; porque siempre Dios, en cada tiempo, tiene que tener la guianza; lo cual lo hace Dios por medio de Su Espíritu Santo de edad en edad y de dispensación en dispensación.

Por eso cuando dice12: “Heriré al pastor y las ovejas se desparramarán”, no saben para dónde van; pero cuando hay un pastor… Hay un mensaje que luego leeremos de ahí, muy hermoso, “¿POR QUÉ TUVIERON QUE SER PASTORES?”, ¡ese mensaje es tremendo!, ahí vean, él dice: [WSS] «el pastor profeta» dice ahí. Ya más adelante leeremos también de ahí, en algún otro estudio.

Vamos a leer aquí: “PARADO EN LA BRECHA”13, página 19, dice:

77 Y ahora, después de que la Biblia había sido interpretada completamente, usted entonces note que se ha abierto la parte superior de la piedra que parecía pirámide. No es enseñanza de pirámide, eso no, porque yo… El hombre que enseña la doctrina de la pirámide, yo supongo que ellos saben de lo que están hablando. Yo no sé nada acerca de ello. Pero como quiera que sea, tenía la forma de pirámide, pero la piedra de cabecera nunca fue puesta.

Ahora, yo he estado en El Cairo y en Egipto, y la piedra de cabecera nunca fue puesta, porque era la piedra de esquina, era la piedra de cabecera. En la Iglesia era la piedra del ángulo. Así que nunca vino. Ella fue rechazada: Cristo. Pero ella vendrá. Y yo creo que cuando venga, la Iglesia tomará cierta forma: de justificación bajo Lutero, santificación bajo Wesley, y el mensaje pentecostal traerá a la Iglesia a una tal minoría; y habrá un ministerio dentro de esa gente, que será exactamente el mismo ministerio que tuvo el Señor Jesucristo. Eso traerá a Jesús y agarrará la cosa entera y se la llevará lejos.

[JBP] Y él escribe: [WSS] «ministerio».

[WMB] “Y se la llevará lejos”, [JBP] y ahí escribe:

[WSS] «Rapto».

[JBP] Y escribe: [WSS] «La Venida del Señor».

[JBP] Y más abajo dice:

[78] Y cuando Él viene, todas esas vírgenes se levantaron y enderezaron sus lámparas. Presbiterianos, luteranos, bautistas, todos los que son nacidos del Espíritu de Dios se irán en el rapto.

[JBP] Él dice que… en un mensaje dice que [WMB] “la Novia fue formada de todos esos, de todos ellos”, o sea, fue sacada de todos esos; todos esos componen la Novia.

[78] Yo creo que la Novia será llamada durante ese tiempo. Yo creo que habrá algunos en los últimos días que no tendrán que probar muerte, sino que serán cambiados en un momento, en un abrir y cerrar de ojos.

[JBP] Y él escribe: [WSS] «Las 7 vigilias. Tiempo de despertar = resurrección y la transformación».

[Rev. José B. Pérez] Y en el mensaje “YA SALIDO EL SOL”14, que fue predicado el 18 de abril de 1965, dice…, está hablando de… (esto lo hemos leído ya, pero vamos a colocarlo aquí), dice:

327 No hace mucho tiempo, me fue contada una pequeña historia acerca de un pescador. Un individuo salió y alquiló un viejo pescador para llevarle a pescar allá en la costa oeste [WSS] «oeste». Salieron aquella mañana.

[JBP] Y él dibuja una pirámide con una flecha desde ahí y también escribe: [WSS] «Mateo 13:47-50».

[JBP] Y nos dice en esa Escritura…: de la parábola de la red; esa es la Escritura que él allí coloca. Dice:

328 Y si alguno de ustedes ha pescado salmón por allá, claro, ustedes saben lo que acontece, hay una neblina terrible y densa allá afuera. Veo a mi hermanito Eddie Byskal allá abajo, un misionero para los indios allá afuera. Y de por sí pescamos en las costas mismas.

329 Así que este pescador fue más bien un aprendiz, ustedes saben. Él fue a pescar, y se perdieron, esperando que amaneciese, ustedes saben, y ellos están… Y ya no podían oír más la sirena de alarma. Y este pescador se excitó todo, y dijo: “¡Oye, nos estamos perdiendo en el mar! ¡Oye!”. Él se excitó todo.

330 Él dijo: “Siéntate hijo, siéntate”. El viejo pescador tranquilo, ustedes saben; él sabía de lo que estaba hablando. Decía: “Solo espera hasta que el sol salga, entonces veremos dónde nos hallamos”.

[JBP] Y él ahí escribe: [WSS] «Deja que salga el Sol y veremos dónde nos hallamos (y entre medio) [el mensajero del este]».

[JBP] Y también escribe entre paréntesis: [WSS] «(por el este) (tú estás en el oeste)».

[330] Usted dice: “¿Debería yo ser metodista, bautista, pentecostal?”.

331 Solo espere. El Hijo sube [WSS] «Moisés y Elías», veremos dónde nos hallamos. Él es la Palabra. Espera hasta que veas la Palabra manifiesta…

[JBP] Y si Él es la Palabra, si hay que esperar que esa Palabra sea manifiesta, y está diciendo: [WMB] “Espera que el Hijo suba”, ¿dónde vamos a ver esa Palabra manifiesta? En el ministerio de Moisés y Elías; tiene que ser esos ministerios manifestados en este tiempo final. Dice:

[331] … brillando encima de la Simiente, la Gavilla mecida, veremos dónde nos hallamos.

[JBP] Y hace un dibujo de la pirámide y una flecha hacia la Piedra Angular.

[Rev. José B. Pérez] Y ya para culminar acá, donde nos quedamos en el mensaje que estábamos leyendo, de este extracto de “La Visión de la Carpa – Vol. III”, página 372, a mitad, donde nos quedamos [“HA NACIDO EL REY”]:

[WSS] Por lo tanto, estemos preparados, porque ese es el misterio del Séptimo Sello, que cuando sea abierto nos dará la fe para ser transformados y llevados con Cristo a la Cena de las Bodas del Cordero.

Todo va muy bien en el Programa de Dios, va cumpliéndose cada promesa a su tiempo; y las que faltan también se cumplirán en el tiempo preciso para su manifestación o cumplimiento.

Es un privilegio vivir en este tiempo; aunque tenemos una responsabilidad muy grande, pero es el tiempo más glorioso de todos los tiempos.

Siempre le he llamado la Edad de Oro a este tiempo final, porque es la Edad de Oro en el Cuerpo Místico de Cristo, la Edad del Lugar Santísimo del Templo espiritual de Cristo, es la Edad de Oro de la Piedra Angular; por consiguiente, es un tiempo para Dios dar grandes bendiciones a todos los creyentes.

[JBP] Y más abajito, en la página 373 (abajo dice):

[WSS] Estamos en un ciclo profético donde muchas profecías correspondientes al tiempo final se estarán cumpliendo; y si no vigilamos, nos pasará por encima todo el Programa Divino. Pero deseamos estar bien despiertos espiritualmente para ver hasta el más mínimo detalle del cumplimiento de las profecías del Reino de Dios que será establecido en este planeta Tierra; en donde Dios derramará Sus bendiciones de amor, de paz, de prosperidad, para todo Israel y para todas las naciones que se unirán a Israel en ese Reino.

“¿Dónde está el Rey de Israel?”. Esa pregunta será contestada en el cumplimiento de la Visión de la Carpa en la Tercera Etapa; y la contestación incluirá: “HA NACIDO EL REY”.

La buena noticia será que habrá nacido el Rey, y la pregunta será: “¿Dónde está?”. Las dos preguntas que surgen automáticamente: “¿Ha nacido?”. “Si ha nacido, ¿dónde está?”.

Por ahora está encerrado, sellado, en el Séptimo Sello de Apocalipsis, capítulo 8, verso 1; y será abierto a todos nosotros en la Tercera Etapa, que se cumplirá en la Visión de la Carpa. Y será de gozo, de alegría, para el cristianismo y también para los judíos. Por eso deben mantener buena amistad, porque ambos pueblos creen en el mismo Dios.

[Rev. José B. Pérez] O sea, esa pregunta, yo creo que ahora con esta plática ha sido bastante clara.

Ya nosotros estamos bien adelantados en todo ese conocimiento; y a medida que vamos hablando y vamos mostrando por las Escrituras y por los escritos del hermano William, todo este gran misterio del Séptimo Sello…, el cual está siendo abierto en la Carpa; o sea, aquí en este lugar bajo Carpa; aquí donde estoy yo, que es en… el lugar donde estoy hablando es en la Carpa.

O sea que todo está siendo impartido desde aquí, en esta forma que Dios ha provisto en este tiempo, lo cual también es escritural. Y ya vamos a ir viendo más adelante dónde está eso en la Visión de la Carpa.

O sea que todo Dios lo va cumpliendo en una forma sencilla; y va habiendo ese entrelace, ese entrelace, ese entrelace, en todas esas cosas, en todas esas etapas. Y en todo eso que vio el reverendo William Branham en esa ocasión, todo eso va a llegar a ese momento; pero antes viene un entrelace en todas esas cosas que él vio allí. Y ya estaríamos familiarizados en todo eso que estaría siendo cumplido en ese momento cuando él estaba viendo todo lo que el Ángel le estaba mostrando en esa actividad.

Así que estemos, como dice allí nuestro hermano William: [WSS] “con nuestros ojos espirituales bien abiertos”, y mirando que no se nos quede, no se nos escape, ningún detalle del cumplimiento del Séptimo Sello, del cumplimiento de la Venida del Señor con Sus Ángeles, del cumplimiento de todo lo que Dios habló en el libro de Los Sellos, y en los diferentes mensajes luego de la apertura de los Sellos, de los cuales nos ha sido dicho que ahí está todo lo que necesitamos conocer para entender, para comprender todo lo que Dios estaría haciendo cuando esté siendo cumplido o estén siendo cumplidos, esas promesas en medio de la Iglesia, para que no se nos pase por alto.

Por eso ese es el tomo que preparamos15 hace poco, de todos esos temas que él mismo, el hermano William nos recomendó que tuviéramos, y que todos los ministros y hermanos tuvieran, para que cuando Dios esté cumpliendo todas esas promesas y profecías que faltan por cumplir en medio de la Iglesia-Novia del Señor, la María espiritual: no se nos pase por alto; y lo veamos: Cuando ese Sol pegue a ese trigo, digamos: “¡Esto era lo que me faltaba para irme de aquí! ¡Esto era lo que yo deseaba! ¡Esto era lo que yo quería!, porque yo quiero… he sido invitado a la Cena de las Bodas del Cordero; por consiguiente, yo acepto esa invitación. Así que denme lo que necesito para ir a la Cena de las Bodas del Cordero”.

Y eso es lo que se le está dando al pueblo: se le está dando esa preparación, se le está dando las herramientas para tener esa vestidura limpia, para obtener ese cuerpo teofánico; y así ver a los muertos resucitados, y ser transformados.

Y ya con ese cuerpo eterno podemos ir entonces a esa Cena que hemos sido invitados y que ya está lista. Están esperando por nosotros, están esperando por la preparación de los escogidos de este tiempo final de la edad, Etapa de Oro, de la Edad de la Piedra Angular.

Ha sido realmente un privilegio y una bendición para mí poder hablarles todas estas cosas escritas en los mensajes —tanto del precursor como del precursado—, todo lo que Dios nos ha dejado de esta Palabra, de estas profecías que fueron habladas y escritas, para que cada uno de nosotros sigamos preparándonos para nuestra adopción.

En esta plática que hemos tenido para este día, lo cual es bajo el tema que podemos colocarle aquí… Vamos a dejarlo hasta ahí. Y ya luego en unos minutos ya conseguiremos el tema para colocarlo antes de subirlo a la página.

Así que Dios les bendiga, Dios les guarde. Y oren mucho por la actividad de esta noche, de hoy viernes, 2 de septiembre, y también de la actividad de mañana sábado, que será a las 8:00 de la mañana hora de Puerto Rico, y también la del domingo.

Y a los hermanos que están reunidos allá en Puno, en Perú, allá con nuestro hermano Bruno que está comenzando este viaje allá a Bolivia, están ahí en la frontera con Perú; y también en todos los lugares donde vaya a ir él. Creo que nuestro Ronald Ríos también está, y también Ramiro es el que lo va a acompañar allá en Bolivia, en este viaje que está llevando a cabo, dando, ayudando a los hermanos en la parte de la imprenta. Y también está nuestro hermano Patricio Lara con una comitiva de Chile allá en esa zona del Puno, en Perú, esa zona de allá arriba del Alto.

Que Dios lo bendiga también, a Patricio, a Ronald Ríos, a Ramiro; y a Bruno también, que en este viaje que él está llevando a cabo sea de bendición, continúe siendo de bendición en todos los lugares que vaya; ya que colocando…, y Dios les ha dado esa facilidad de estas máquinas de imprenta (colocando en cada lugar). Si es posible en todas las congregaciones que tuvieran y se imprimieran los libros, es una gran bendición.

¡Imagínese, tener centros misioneros en todos los lugares! O sea, en todas las congregaciones. Eso sería de gran ayuda para todos los hermanos. Y si eso es posible, pues que sea posible; para Dios no hay nada imposible. O sea, ¡que sea posible eso!: colocar imprentas en todos los lugares, eso sería una gran bendición.

Y también a todos los que están conectados allá en Argentina, con nuestro hermano, reverendo Guillermo Rodríguez, que tiene una actividad de pastores hoy. También mañana por la mañana van a estar reunidos en diferentes lugares; también conectados con la actividad de mañana. Y todos los que estarán hoy, mañana y domingo: que Dios les bendiga y Dios les guarde a todos, en esta ocasión en la cual he podido dar este saludo para todos y cada uno de ustedes.

Que Dios les bendiga y Dios les guarde a todos.


1 Citas, pág. 13, párr. 98 / pág. 14, párr. 103 / pág. 40, párr. 321

2 62-0319 “La señal de la simiente del tiempo final” (párrs. 157-159 en inglés)

3 SPN62-1014E “Un Guía”, pág. 18, párrs. 79-83

4 56-0115 “La encrucijada del tiempo” (párrs. 103-104 en inglés)

5 Citas, pág. 33, párr. 282

6 SPN63-1222 “Los dones de Dios siempre hallan su lugar”, pág. 8, párrs. 34-40

7 package: paquete

8 Cita 1003: SPN63-1110M “Almas encarceladas hoy”, pág. 33, párr. 208 – El texto de este párrafo ha sido verificado con el audio original en inglés.

9 Estudio Bíblico #232, 2022/ago/26 (viernes), págs. 45-46 del (f), págs. 115-116 del (T3)

10 Estudio Bíblico #189, 2022/mar/27 (domingo)

11 Estudio “Gabriel y Su Mensaje”, 2022/ago/27 (sábado) / Estudio “La Venida del Hijo del Hombre glorificado”, 2022/ago/28 (domingo)

12 Zac. 13:7, Mt. 26:31, Mr. 14:27

13 SPN63-0623M “Parado en la brecha”, pág. 18, párrs. 77-78

14 SPN65-0418M “Ya salido el Sol”, pág. 46, párrs. 327-331

15 Compilación de extractos “La introducción de la Segunda Venida de Cristo a Su Iglesia”

Traducciones

Ir arriba